lunes, 31 de octubre de 2016

Dedicado a la "Muerta" de la Cuesta de los Muertos

Antonio Guerrero Aguilar/ Escritor y promotor cultural


Para algunos, un fantasma es una emoción torcida condenada a repetirse a sí misma, una y otra vez hasta corregir el mal que sufrió o fue hecho. Un espíritu errante que no acepta su condición, atrapado en un espacio en el cual pretende revivir su pasado. Como la llamada “Muerta” que se aparece por la Cuesta de los Muertos: “Señores pido permiso pa´ cantar este corrido, lo que le pasó a un trailero en la sierra de Saltillo.  Al cruzar la guardaraya de Coahuila y Nuevo León, a una mujer muy hermosa el trailero levantó, le preguntó por su nombre y que cual rumbo llevaba, voy a ver a mi familia que ya espera mi llegada. Cuando pases esas curvas maneja muy con cuidado, hay curvas muy peligrosas, no te vaya pasar algo”. Cuentan que en Ojo Caliente ven a una joven que pide “raid”. Y si no la quieren llevar, la muy confianzuda se aparece en el vehículo. Pasan las curvas en el tramo, luego la muchacha pide bajarse en Casa Blanca y señala su casita en Rinconada.  Según el corrido “Hace un año en estas fechas en esa curva chocó, se alcanzó a salir del carro y unos pasos camino, desde entonces se aparece pero ya sin esperanza, haciendo siempre el intento de llegar aquí a su casa”. Por eso la bella figura da confianza a los conductores, quienes no dudan en detenerse para subirla. Una vez la neblina no me dejó pasar. Me detuve en Casa Blanca, salí del auto pensando en la muerta. Tenía la esperanza de que se apareciera y saber de ella. Primero bajó la neblina y no llegó. Pero el fantasma se sigue apareciendo al menos en el corrido: “Ya con esta me despido esto es una historia cierta, esto le paso a un trailero que le dio raid a una muerta”. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario