miércoles, 28 de enero de 2015

El púlpito del templo parroquial de Santa Catarina


Antonio Guerrero Aguilar/ Cronista de Santa Catarina


Esta imagen correspondiente a la década de 1960 guarda especial afecto. La señora Veva Ayala me la prestó hace tiempo para incluirla en el librito que hice sobre la historia del templo parroquial. Muchos hablaban de un púlpito desde el cual el sacerdote dirigía la homilía a los feligreses. De madera finamente labrada, con su tornavoz distintivo y que quitaron por alguna razón. Lo sacaron a la intemperie hasta que se dañó y desapareció. Como suele suceder con recuerdos, a vece...s no queremos prestarlos y menos para la edición de un libro. Doña Veva no dudó, buscó entre sus casas y un día que pasé por su casa situada en la esquina de Ocampo y Zaragoza me la prestó. En primer plano sus tres hijos y una joven. Dos por cada lado instalados en sus reclinatorios y muchos arreglos florales para la conmemoración. A la izquierda don Andrés García Galván, un gran hombre trabajador, siempre sonriente y saludador quien nació allá en Nogales en 1918 y quien partió a la casa del Padre Eterno el 16 de junio de 2008. A su izquierda, del lado del corazón está doña Genoveva Ayala Téllez, nacida el 10 de marzo de 1918 en Santa Catarina. Hermana menor de don Julián y la maestra Paulita Ayala. Toda una gran dama a quien recuerdo cada vez ando por el viejo barrio. Ella se nos adelantó el 3 de abril del año 2000. Atrás de ellos una imagen de un acólito (monaguillo) con su alcancía pidiendo apoyo económico para el Seminario de Monterrey, la puerta para acceder al púlpito, la imagen de nuestra señora de la Purísima Concepción de María. Como que ya son más raras este tipo de escenas en el templo, pero de lo que si estoy seguro que las promesas matrimoniales sí son plenas y vigentes aunque a veces se nos olvida que estamos aquí gracias al amor que se tuvieron nuestros padres, abuelos, bisabuelos y así sucesivamente. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario