domingo, 16 de noviembre de 2014

¿Y en dónde quedó la primera hacienda de Santa Catalina?

Antonio Guerrero Aguilar/ Cronista de Santa Catarina


Según la tradición oral, la hacienda de Santa Catarina fue establecida en el lugar conocido como El Mármol, situado en la calle República atrás de una finca conocida como la Muralla. Ahí estuvo la finca principal que habitaron los García de Quintanilla. También se dice que una de las primeras obligaciones fue la de abrir la acequia desde la entrada a la Boca del Potrero de Santa Catarina y así regar las tierras del cultivo. Pronto la hacienda se hizo famosa a tal grado de que decían, era la mejor de todas las haciendas desde Zacatecas a éstas partes. Luego localizaron importantes y considerables vetas de plata y plomo en el cerro de Las Mitras. El 8 de octubre de 1624, los caciques indios Huajuco y Colmillo atacaron a la hacienda de Santa Catalina. Quemaron la casa grande, las trojes, las bodegas y en el incendio se perdieron las escrituras de la propiedad de la hacienda. Lucas García ya no vio restituidos sus bienes pues murió entre 1630 y 1631. Fue hasta el 7 de mayo de 1635 cuando don Martín de Zavala entonces gobernador del Nuevo Reino de León, entregó las nuevas mercedes de tierras y aguas a doña Juliana de Quintanilla. El archivo histórico municipal de Santa Catarina mantiene documentación colonial muy importante. Lamentablemente lo tienen desorganizado a 27 años en que lo rescaté y organicé en su primera etapa. Este plano corresponde a 1736 y probablemente sea el más antiguo que se conoce y describe a nuestra tierra que éste 20 de noviembre cumplirá 418 años de que establecieran formalmente la entonces llamada Hacienda de Santa Catalina.  

No hay comentarios.:

Publicar un comentario