miércoles, 6 de agosto de 2014

El Señor de la Agonía en Villa de García, Nuevo León

Antonio Guerrero Aguilar/ Cronista de Santa Catarina


Tenemos cristos muy parecidos y relacionados entre sí, venerados en Villa de García, Guadalupe, Bustamante y Saltillo. La piedad popular asevera que son hermanitos, pues hasta las fiestas a los mismos coinciden: el 6 de agosto para Saltillo, García y Bustamante y el día 9 para el Señor de la Expiración de Guadalupe. Dicen que los cristos llegaron en unas cajas de madera trasportados por una recua de burros y en algún lugar del camino se separaron para llegar al sitio en donde actualmente son venerados. Y cuando llegaron a las poblaciones, hicieron tañer las campanas con los hocicos Los fieles ya congregados, veían al animalito muerto y encima de él la pesada caja con los cristos adentro de ellas. En Villa de García, está el templo del Señor de la Agonía, desde el siglo XVIII es la sede religiosa de una imagen realizada por manos tlaxcaltecas en caña de maíz de un metro con treinta centímetros, que representa a una imagen del crucificado. En 1834, el sacerdote del lugar y un ex gobernador, (Vital Martínez y Joaquín García respectivamente), mandaron construir el templo que además sirve como camposanto, pues ahí descansan los restos mortales de dos ex gobernadores de Nuevo León, Joaquín García y Genero Garza García. El templo es de 1835 y cada 6 de agosto se oficia misa y danzan matachines en su honor. Cuando estaban haciendo una restauración del edificio en la década de 1980, los responsables de la obra localizaron un fino altar de mármol detrás de una pasta gruesa de pintura. Se dijo que los antiguos fieles del lugar lo ocultaron para evitar que los grupos revolucionarios lo dañaran. Desde entonces, el cristo está en su nicho bellamente labrado. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario