lunes, 11 de agosto de 2014

El 15 de agosto: la fiesta a la virgen de San Juan de los Lagos

Antonio Guerrero Aguilar/ Cronista de Santa Catarina


Para algunos historiadores de la Iglesia en América Latina, la evangelización y la conversión cristiana se dio fundamentalmente a través de milagros y hechos sobrenaturales, pues hubo pocos misioneros y sacerdotes para anunciar el evangelio. Sobresalen las imágenes de la virgen María aparecidas en huecos de árboles o de tierra, calman tempestades y recuperan la salud y la vida. El milagro de la virgen de San Juan de los Lagos ocurrió en 1623 en el pueblo de San Juan en la Nueva Galicia. La devoción llegó al nuevo Reino de León en 1643 con Juan de Espíndola. De acuerdo a creencias populares, la virgen protegió al pueblo de una epidemia y en consecuencia los vecinos le construyeron un templo a partir de 1810. Es la virgen María con distintas advocaciones y fiestas para conmemorarla. En su basílica de San Juan de los Lagos, Jalisco tiene tres fiestas: el día de la Candelaria el 2 de febrero, el día de la Asunción el 15 de agosto y el de la Inmaculada Concepción de María el 8 de diciembre. Y en Santa Catarina, desde principios del siglo XX se fue consolidando la fiesta de la virgen de San Juan de los Lagos cada 15 de agosto. Una vez un secretario de Hacienda dijo que la nación no sufría colapsos económicos debido a la intercesión de la virgen del Tepeyec. Y a decir verdad (a mi juicio), si Santa Catarina no se ha colapsado es por la virgen de San Juan. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario