sábado, 26 de abril de 2014

El castillo como galería de arte

Antonio Guerrero Aguilar, Cronista de Santa Catarina


Este castillo del arte y de la cultura, fue obra de un solo hombre; a quién  le llevó muchos años de dedicación, inversión de recursos y esfuerzo. En esta loma un hombre trabajó intensamente  para dejar volar su espíritu artístico y creó manifestaciones representativas de México y de la región. A la muerte de Manuel Frías en 1982, el refugio del arte fue presa del vandalismo y de la destrucción. Según cuentan, Manuel Frías García era familiar cercano del entonces gobernador Raúl Rangel Frías y gracias a ello pudo adquirir el cerro. Primero construyó un camino hasta la cima, participó en la nivelación del terreno y diseñó la arquitectura del castillo, con dos niveles y un sótano, de estructura sencilla y sólida, con cuatro torreones, amplias terrazas de acceso y cuatro habitaciones para uso personal. Tiene una sala en forma octagonal en la que estaba el mural de 9 metros de largo por tres de ancho, realizado por en 1956. En esa pintura estaban plasmadas las principales montañas que rodean a Monterrey. Lamentablemente fue dañado por el vandalismo y luego borrado durante la  restauración del inmueble en 1992. Aquí está la fachada interior de la construcción principal. En la puerta había dos cabezas de serpientes emplumadas. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario